Honor al gran Chespirito a cinco años de su triste partida en México

Fue el intérprete del Chavo del 8, Chapulín Colorado y otros personajes

Roberto Gómez Bolaños (Chespirito), el intérprete de los icónicos personajes del Chavo del ocho, el Chapulín Colorado, el Doctor Chapatín, el Chómpiras, Vicente Chambon y Chaparrón Bonaparte, nació el 21 de febrero de 1929 en Cancún, México y murió en su casa y ciudad natal el 28 de noviembre de 2014 a sus 85 años.

Lleno de sonrisas los hogares en el mundo, especialmente en Latinoamérica, el Chavo con un noble corazón dormía en un barril, el Chapulín colorado, el superhéroe torpe vestido de rojo y un gran corazón amarillo, y el doctor Chapatín, un médico olvidadizo que siempre cargaba una bolsa de comida, entre otros logró entrar en los corazones de quienes disfrutaron ver las pantallas de televisión.

El apodo de «Chespirito» se le fue otorgado por el dramaturgo inglés Shakespeare puesto por el director de cine Agustín Delgado por su inagotable imaginación y su pequeña estatura, de poco más de 1,60 metros.

Te puede interesar: 1922: Nació el premio Nobel de la Literatura José Saramango en Portugal

En 1970 se lanzó al estrellato con sus guiones y sus personajes más famosos y en 1973 ambos programas se transmitían en casi toda América Latina y fueron doblados a otros idiomas. En 2003 lanzó a la venta su libro «Poemas y un poco más», que evoca las experiencias del autor en distintas circunstancias de la vida y que recrean su pensamiento de una manera más íntima y directa.

En sus últimos años con el boom de las redes sociales Chespirito llegó a ser el mexicano con más seguidores de la historia al llegar a más de 6,6 millones en Twitter. Siempre será recordado como el hombre que alegró familias del mundo.

Doña Florinda estuvo a su lado hasta su último respiro

Se casó por primera vez con Graciela Fernández, con quien tuvo seis hijos, la mujer de su vida fue la también actriz Florinda Meza, a quien conoció en la serie de El Chavo del Ocho, en la que ella interpretaba el papel de Doña Florinda. Su relación amorosa duro muchos años, pero no se casaron hasta el 2004.

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba
Cerrar